Saltar al contenido Saltar al Menu principal Saltar al pie de pagina

Profeta en otra tierra

La opción de trabajar en el exterior siempre será una opción atractiva. Sin embargo, debes considerar todas las condiciones que una decisión de este tipo comprende.
 

En un mundo globalizado hoy es mucho más frecuente que en el pasado que puedas aplicar o seas contactado para trabajar en otro país. Para aceptar esta alternativa debes considerar diferentes aspectos legales y logísticos.

Desde el punto de vista legal, es importante que averigües si la compañía tramita el visado (en caso de ser necesario) y los permisos de trabajo correspondientes. En caso negativo considera los costos y el tiempo que invertirás en este propósito.

Estudia la cultura del país al que te irías a trabajar y revisa otros aspectos como el costo de vida, la facilidad para transportarse, el tipo de vivienda y alimentación, entre los principales. Revisa también si la empresa con la que vas a trabajar o aspiras a hacerlo cubre algunos de los gastos.

Al final verifica si el tipo de contrato que te ofrecen y la remuneración del mismo hacen que la decisión que estás por tomar es la mejor.