Saltar al contenido Saltar al Menu principal Saltar al pie de pagina

El pago justo por trabajo

El pago justo por trabajo

Al momento de buscar o aceptar una oportunidad laboral ten en cuenta el tipo de contrato y el término del mismo. Esta consideración te permitirá conocer los beneficios y descuentos sobre tu remuneración.
Que tu trabajo es en buena medida la fuente de tus ingresos, es una verdad que no se puede ocultar. Sin embargo, muchas veces tus expectativas y planeación financiera pueden verse frustradas si no recibes el dinero que estás esperando. ¿Por qué? Por la desinformación sobre el tipo de vínculo por medio de cual estás trabajando.
 
Las formas en las que te pueden contratar para trabajar en Colombia, responden a dos formas específicas: la primera , la laboral y la segunda, por prestación de servicios (es decir, por medio de un contrato civil). Las principales diferencias tienen que ver con los derechos y deberes económicos a los que te ves sometido y a los plazos de la relación.
 
Los contratos laborales pueden ser de dos tipos: A término indefinido, es decir, aquellos en los que no hay una fecha estipulada en la que se termine el contrato; y a término fijo, en el que hay un compromiso de parte tuyo con quien te contrata para que en un plazo preestablecido se termine el vínculo. El tiempo más común en este tipo de contratos es de un año. 
 
Si tienes un contrato laboral, ten en cuenta los siguientes aspectos: 
 
Derechos
  • Primas: Correspondientes a un salario al año y que se paga en dos cuotas (al final de cada semestre).
  • Cesantías: Corresponde a la consignación (en febrero del siguiente año) de un salario en tu cuenta de cesantías. El saldo acumulado solo puede retirarse en condiciones especiales (link a contenido de cesantías). 
  • Vacaciones: Equivale a quince días hábiles por cada año trabajado. Las puedes disfrutar en tiempo o compensar hasta siete días en dinero. Estas deben ser acordadas con tu empleador y se pueden acumular hasta un tiempo máximo de cuatro periodos.
  • Afiliación a Caja de Compensación Familiar.
  • Afiliación a Riesgos Laborales (ARL)
  • En estos contratos debes tener en cuenta que, si tu empleador llegase a terminarlo sin una causa justificada, está en la obligación de pagarte una indemnización de acuerdo al tiempo y salario que lleves trabajando.
Deberes 
 
Los deberes son principalmente económicos. Tienen que ver con los descuentos que se aplican sobre el salario que acordaste:
  • Pensiones: se te descuenta un 4% de tu salario destinado a tu fondo de pensiones obligatorias.
  • Salud: se te descuenta un 4% de tu salario destinado a pagar tu cuota mensual en la Entidad promotora de Salud (EPS). 
  • Retención en la fuente: si tu salario es superior a las 133 Unidades de Valor Tributario (UVT), $4.237.247 se te descuenta un porcentaje de tu salario
  • Fondo de Solidaridad Pensional: se te descuenta un 1% adicional de tu salario en los casos en los cuales este supere el valor de 16 salarios mínimos mensuales legales vigentes.
 
Los contratos por prestación de servicios no contemplan prestaciones sociales ni descuentos por salud y pensiones, y son pactados a un tiempo definido o al desarrollo de un proyecto en particular. 
 
Derechos
  • Acordar las condiciones de pago del contrato (en tiempo y forma).
  • No te pueden exigir el cumplimiento de condiciones laborales (como horario y trabajo en oficina). 
 
Deberes
  • Es tu obligación, pagar los aportes correspondientes a seguridad social y riesgos laborales para que te autoricen el pago mensual acordado. Estos aportes, son calculados sobre el 40% del valor mensual del salario mensual. 
  • Constitución de una póliza o seguro por incumplimiento del contrato. 
  • Retención en la fuente.
  • Pago del ICA.